Smiley Kids Food: niños y niñas alimentados de manera 100% natural

por Amo Ser Mujer

Ante la ausencia de productos orgánicos para niños en el mercado chileno, nace Smiley Kids Food, la alternativa sana y 100% natural a los snacks para los más pequeños de la casa.



“Fui con mis hijos al supermercado y cuando busqué compotas orgánicas, no encontré. Y eso en ningún otro de la zona”, cuenta Charlotte Horsey, una de las fundadoras de Smiley Kids Food.

Y es que hace 5 años, la ausencia de alimentos como compotas, cereales y snacks para niños que sean orgánicos, era algo normal y que no se alertaba de gran manera en el mercado chileno.

Pero la inquietud de Charlotte como madre, vio en esto una necesidad no solo para sus hijos, sino porque la falta de estos productos fue algo que le comentaron muchos amigos. A partir desde entonces nace Smiley Kids Food, como un emprendimiento chileno, hecho en Chile y para los bebés, niños y niñas de todo el mundo.

SMILEY KIDS FOOD

Compotas orgánicas, cereales para bebés sin gluten, galletas sin azúcar y puffs de frutas y verduras, son los variados productos que se han creado bajo este emprendimiento. Pero no es sólo la variedad, ya que todos los alimentos poseen ingredientes 100% naturales, sin preservantes, sin colorantes, sin azúcar ni sal añadida, producidos con frutas y verduras “y nada más” cómo bien lo describe su lema.

Frutas y verduras recolectadas de los huertos de Sudamérica y en un 85% de Chile, especialmente en la Región del Maule, donde se abastecen en gran medida, para llevar lo mejor de la agricultura chilena, de manera totalmente sana y sustentable para nuestros hijos.

“Empezamos con dos sabores de compotas: mango, plátano y pera, y manzana, camote y zanahoria. En esos días éramos muy pequeños y de a poco fuimos lanzando más sabores hasta que tanto nuestro equipo como los productos fueron aumentando”, comenta Charlotte Horsey sobre los inicios, quien además destaca que “desde hace poco lanzamos al mercado Baby Rice, cereales instantáneos a base de harina de arroz, sin leche y libre de gluten, único en el mercado chileno, con la variedad plátano y próximos a lanzar nuevos e innovadores sabores”.

Si bien los productos sin gluten hoy llenan cada vez más los estantes de las distintas categorías y tiendas a lo largo del país, no es así en el área de los alimentos infantiles; es por ello que Smiley Kids Food es pionero en Chile.

“Comenzamos con las compotas en base a una necesidad para nuestros hijos y en el camino nos dimos cuenta que éramos los primeros en Chile en crear alimentos 100% naturales destinados a los más pequeños de la casa. Y aunque aún somos una PYME, hemos sabido crecer y a su vez, seguir siendo pioneros con nuestras alternativas de snacks y alimentos”, comenta Charlotte.

Con snacks como puffs de sabores naturales como arándanos, frutillas, zanahorias y betarraga, además de las galletas Granjeritas sabor a vainilla o chocolate, las que son suavemente endulzadas con jugo de uva; Smiley Kids Food se convierte en la alternativa perfecta para la colación de los niños y niñas, pero también para alimentarse a lo largo del día, con sus dos variedades de Baby Rice y seis sabores de compotas.

“Ha sido tal el éxito e impacto de nuestros productos en los hogares del país, que muchos papás y mamás nos escriben para contarnos que los han utilizado para elaborar distintas recetas, lo cual no sólo nos enorgullece, sino que nos demuestra que Smiley Kids Food es una marca de confianza hecha por padres para padres”, comenta el equipo.

SU ORIGEN Y DESARROLLO

Creada en 2015 en Chile, Smiley Kids Food partió como un pequeño emprendimiento y hoy, cinco años más tarde, está disponible en más de mil 300 tiendas a lo largo del país.

“Poco a poco nos hemos posicionado no solo en tiendas naturales, sino también en grandes supermercados, haciendo que nuestros alimentos estén disponibles para toda la población. Nuestra intención es seguir aumentando no sólo nuestra disponibilidad, también nuestra visibilidad y ser accesibles para todos los rincones de Chile”, asegura Charlotte.

Con más de 4 años viviendo en Chile y gracias a amigos en común, la británica Charlotte Horsey y el australiano Colin Phillips se conocieron y juntos decidieron llevar a cabo esta misión de crear alimentos orgánicos para niños y niñas, ya que nace de la necesidad de que sus respectivos hijos requerían de sanas alternativas alimentarias a las disponibles en ese entonces en el mercado chileno.

A esta dupla se une la chilena Andrea Ruiz-Tagle y juntos los tres llevan la dirección de Smiley Kids Food, pero siempre manteniéndose como un pequeño equipo que hoy no sobrepasa las 15 personas y que siguen trabajando como emprendedores que son, buscando otorgar beneficios a terceras personas.

“Si bien estamos preocupados de llevar lo sano y natural a los bebés, niños y niñas de Chile, también tenemos el compromiso de trabajar con los agricultores de nuestro país, ya que gracias a ellos podemos elaborar nuestros productos con la mejor calidad y seguridad”, comentan desde Smiley Kids Food.

Calidad y seguridad comprobada, pues Charlotte es nutricionista y como tal la alimentación de sus hijos y lo que injerían es de suma importancia; por lo que una vez creado Smiley Kids, están constantemente siendo asesorados por pediatras, para que los productos se creen bajo sus recomendaciones y así no solo entreguen seguridad a los padres, sino también a los profesionales que velan por la salud de los más pequeños.

Hoy, este emprendimiento chileno busca expandir sus horizontes, pero primero tienen el propósito de que los niños de Chile cuenten con la accesibilidad de sus productos, que son aptos para distintas alergias alimentarias, pero también aseguran que lo que los infantes injieren es algo de calidad y no dañino para la salud.

Post Relacionados